Artículos

SALUD - Gimnasio y juventud
DIOSAS A LOS CUARENTA

4/10/2005 - MYRIAM PÉRE Imprimir Noticia   Enviar a un amig@ 

Para las "chicas" de 40 años de edad en promedio cualquier tipo de gimnasia viene bien para estar mejor. La idea es sentir los músculos en su lugar, levantar lo que la gravedad se encarga de llevar al piso y atenuar el paso del tiempo.

Las mujeres que se aproximan a los 40 o pasaron esta edad no se privan de ir al gimnasio para lograr la figura deseada y mejorar la calidad de vida. Así es que en los últimos tres años los dueños de los "gyms" han adaptado horarios y rutinas para que este grupo elija lo que más le convenga según sus características personales. A esta movida se han sumado los sitios donde se practica Pilates, un sistema que exige mínimo esfuerzo con máximos resultados.

Los instructores aseguran que esta franja etárea se ha convertido en una de las más demandantes, ya que en la actualidad se cuidan más que las chicas de 20. El objetivo que persiguen las nuevas deportistas es verse lindas, estar saludables y mostrar siempre muy buen ánimo.

Para darse cuenta de esta realidad basta ir a un gimnasio y ver las esbeltas figuras de estas señoras, que van por lo menos tres veces por semana a practicar gimnasia localizada, body pump, body combat, aero terapia, step y aparatos, entre otras tantas alternativas.

Es un cambio de hábitos que también trajo aparejado una transformación en la ropa que usan para hacer ejercicio. Lejos quedaron los pantalones anchos y las remeras sueltas. La moda se adaptó a este grupo, que aspira a seguir viéndose siempre joven (ver página 4). Además las mujeres coinciden en que ir al gimnasio las hace más vitales, las mantiene en forma y hasta las ayuda a cambiar de hábitos alimentarios con el fin de alcanzar resultados en menor tiempo.

María Laura Zarracán, profesora de gimnasia e instructora de aeróbica y otras disciplinas, cuenta que en sus clases el 50 por ciento de las alumnas ronda los 40 años, y la afluencia es cada vez mayor. "Las chicas de 20 no se cuidan tanto como las de 40. Las más jóvenes están en otra cosa, no toman tanta conciencia del cuidado que necesita el cuerpo. Llegada cierta edad la mujer empieza a tratar de mejorar, porque la imagen es algo que nos venden por todos los medios. Sin ir más lejos, uno puede ver en revistas a Catherine Fullop o Andrea Frigerio mejor que nunca después de los 40".

Instructores y profesores coinciden en que lo ideal es combinar un trabajo aeróbico con otro de resistencia muscular. Caminar y andar en bicicleta al aire libre son algunas de las alternativas, además de ejercicios de musculación o localizados para tonificar y marcar las formas del cuerpo. Esto, que a simple vista sólo parece una cuestión estética, también ayuda a fortalecer los huesos y, por ende, a reducir los riesgos de osteoporosis y otras enfermedades que se producen por los cambios hormonales.

"En los últimos cinco años el cambio en los gimnasios ha sido impresionante, tanto a nivel de servicios como de gente grande que los requiere para verse mejor. Ahora a los 40 estamos en la plenitud de la vida: eso lo digo por mis alumnas y por mí", dice María Laura Zarracán. Los cambios de roles en la vida social también empujan a las mujeres a los gimnasios. "Ahora se trabaja a la par del hombre y se ocupan lugares de importancia, lo que provoca que una trate de estar lo mejor posible", agrega.

Aeroterapia

Verónica Rojas, profesora de educación física y propietaria de Energym, dedica gran parte de su día a la aeroterapia. Esta disciplina combina diferentes rutinas específicas para mujeres que rondan los cuarenta o los pasan. "Antes iba a dar clases personales, pero ahora las mujeres ya no tienen problema de venir al gimnasio y hacer la clase. La gran cantidad de información es lo que ha provocado este aumento de mujeres en los gimnasios". Teresita y Beatriz son dos de las alumnas que no dejan nada por la actividad física. Beatriz hace gimnasia desde hace 26 años y se nota, mientras que Teresita empezó hace seis impulsada para mejorar su salud.

Más músculos

Otra de las modalidades que adoptan las chicas al momento de elegir una actividad física que les permita tonificar, es el uso de aparatos para trabajar grupos específicos de músculos. Maximiliano Jacomé, instructor de musculación y culturismo de Acero Gym, explica que "las mujeres de cuarenta vienen a los gimnasios para estar saludables y prevenir enfermedades que pueden llegar a esa edad. Esa es una constante que se antepone a lo meramente estético, que después viene solo".

Reconoce que el crecimiento de las mujeres adultas en los gimnasios responde a la misma evolución de los centros de gimnasia que en los años '90 comenzaron a proliferar por toda la Argentina. "Era raro ver a una mujer de cuarenta en un gimnasio; ahora es súper normal. Lo ideal es que complementen el trabajo aeróbico con el anaeróbico, para perder algunos kilos y a la vez tonificar. En tres meses se pueden obtener resultados siempre y cuando el alumno esté bien dirigido y tenga una buena nutrición", destaca Maxi.

Claudia Garriga (41) es socia de Acero Gym y hace aparatos desde hace casi tres años. "En general las mujeres vienen al gimnasio porque trabajan todo el día y quieren despejarse. Claro que lo estético también cuenta, pero anteponen el relax. Es cuestión de conjugar las dos cosas".

Nancy Arcerito también pasó los cuarenta. Fue campeona de atletismo a los 20 y por mucho tiempo dejó la actividad. "Tuve un problema de salud que me obliga a hacer gimnasia cinco veces por semana. A veces no vengo con todas las ganas, pero el hecho de saber que no se me adormecen las manos y que me siento bien me alienta a seguir".

Pilates

Joseph Pilates formuló estos ejercicios en 1920. Pasaron los años y la técnica fue cobrando adeptos hasta llegar a la actualidad de la mano de estrellas, como Jodie Foster o Madonna, que lo difunden por sus bondades. Se trata de algo más que una serie de ejercicios físicos: este método le permite trabajar su cuerpo de manera consciente tal como ocurre con el yoga, por ejemplo. Combina la fuerza que se puede encontrar en un gimnasio y la flexibilidad que otorga el yoga. Además, es ideal para corregir problemas posturales o lesiones. Todos estos datos probablemente sean los que impulsa a muchas señoras a que lo elijan para estar diosas a los cuarenta y pico.

Nebita Alladio de González (68), junto con sus hijas Mariela y Beatriz, fueron las encargadas de impulsar el método pilates (en colchoneta) en la provincia desde hace tres años. Nebita toma clase todos los días con su hija Beatriz, de 43 años, a cargo del entrenamiento de señoras que van desde que se iniciaron con este sistema. Mariela (38), la segunda hija de Nebita, cuenta que el promedio de edad de las mujeres que hacen pilates oscila entre los 35 y los 45 años. "En general la gente se acerca para bajar de peso, pero se da cuenta que además gana en elasticidad. El pilates te llena de energía y hasta beneficia problemas de salud vinculados con la mujer, porque fortalece mucho la zona pélvica inferior".

Daniel Gallo, de Cuatro Soles, cuenta que en este centro de estética se hace pilates "reformer" (con camillas que permiten 370 movimientos). "La edad promedio de la gente que viene a hacer pilates es de alrededor de 40 años. Hay una tendencia mundial que indica que la estética va de la mano de la salud. La gente quiere sentirse bien física, anímica y estéticamente para permanecer vigente en el medio social o laboral. Otro aspecto es que la vitalidad de la gente entre 40 y 50 años de este milenio no tiene nada que ver con la de hace 10 ó 15 años, cuando las señoras de 40 se quedaban en la casa, generalmente se ponían gordas y hasta decían que ya no estaban para estos trotes".

Anterior
Subir

 

 

Inicio | Comisión | Noticias | Artículos | Documentación | Juegos Olímpicos | Enlaces | Agenda | Foro | Contacto
Agregar a favoritos | Página de Inicio | Mapa Web |

11 Usuari@s

Comisión Mujer y Deporte -Comité Olímpico Español- C/ Arequipa 13, 28043 Madrid (España)

www.mujerydeporte.org - Comisión Mujer y Deporte